domingo, 16 de septiembre de 2007

Paul Giamatti

"Soy un perdedor
Im a loser baby, so why dont you kill me?"



Ya lo cantaba Beck en lo malos tiempos de principio de los noventa, y aunque el himno podía haber pasado sin pena ni gloria hoy, más de diez años después, los Losers siguen muy presentes, pero más que en la música, en el cine.


Paul Giamatti eso uno de esos secundarios de lujo del cine americano independiente. En American Splendor encarna el protagonista, Harvey Pekar, uno de los tantos antihéroes americanos forjados en el terreno de la vinyeta, y que encuentra el cómic como medio de expresión o de vía escape de una monotemática vida de obsesión y dejadez. Siguiendo el hilo de personajes insatisfechos nos plantamos en Entre Copas que supone la consagración de Alexander Payne como director gracias a las cinco nominaciones y al Oscar al mejor guión adaptado. Una historia de dos viejos amigos de la universidad que se embarcan en un viaje probando vinos. Giammati encarna a un profesor de literatura, depresivo y recientemente divorciado que ve como la mitad de su vida ha sido una pérdida de tiempo y sabe que nunca podrá publicar su tan ansiada novela que lo catapultaria al estrellato.
Punto y aparte para hablar del papel del susodicho actor en la película de Todd Solondz (más tarde le dedicaré todo un párrafo más elaborado) en Storytelling (Cosas que no se olvidan) donde encarna a uno neoyorquino fracasado que convence a un estudiante para que sea el protagonista de un documental.

No hay comentarios: