lunes, 18 de febrero de 2008

#90

Tengo la teoría que el dolor de estómago remitirá en cuanto me acabe de comer la última golosina de la bolsa.



No hay comentarios: